La pasión

La pasión

¿Qué es la pasión?

Pues buscando en la página web de la Real Academia Española, hay varias definiciones para la pasión, pero yo me quedo con: “Apetito de algo o afición vehemente a ello”.

Me paro a hacer esta reflexión después de oír en varios ámbitos esta palabra y me doy cuenta que su uso es muy amplio.

Justo, escribiendo estas palabras, escuchando la radio, oigo en la radio que dicen que uno ha seguido su pasión: la danza. Así que yo que creo en las señales, creo que voy por buen camino.

Todo empezó cuando quedé con una directiva del sector de eventos y me explicó que desde hacía un año no sentía pasión por su trabajo e incluso había enfermado. Fue por ello, que finalmente decidió seguir lo que le dictaba su corazón y dedicarse a lo que le apasionaba. Eso me hizo reflexionar y pensar que hay muchas personas en esta situación pero sus miedos les impiden seguir el camino que les hace felices. Yo lo hice, tal vez sin reflexionar mucho, pero sabiendo que mi lugar no era el que yo estaba en aquel momento. Me acordé de la frase de “Haz de tu pasión tu profesión” y eso es lo que he intentado hacer.

Hace poco más de un mes, una amiga mía estuvo ingresada en el hospital y cuando la fui a visitar estaba profundamente dormida. Me fui un ratito y cuando volví me dijo la palabra mágica “he dormido con pasión” y me quedé extrañada por esta expresión tan potente y que no había oído nunca. Hace un par de semanas, también unos amigos me dijeron que habían “comido con pasión”, siempre había oído comer con ansia pero me pareció mucho más bella la expresión con la palabra pasión; e incluso con un sentido más positivo, me sugirió amor por la comida.

Otros momentos en que se ha cruzado la palabra pasión últimamente es la Pasión de Cristo en esta última semana, y mis amigos de Las Cinco que organizaron en la sala Razzmatazz la fiesta “La Pasión” durante la Semana Santa. Fue ya cuando dije, definitivamente tengo que hablar sobre este tema.

Trabajar, hacer algo que te apasione es lo que te mueve el día a día. Sin eso, no hay alegría, no hay felicidad, nada te lleva a pasar a la acción con ganas. Seguir lo que te dicta el corazón es fundamental, aunque la razón siempre indica cuál es el camino a seguir. Así que la pasión del corazón unida con la razón es la herramienta más potente que puede haber para simplemente vivir en plenitud. Elizabeth Taylor dijo: “Sigue tu pasión, sigue tu corazón, y las cosas que necesitas llegarán”.

Otra coincidencia que está ocurriendo mientras estoy escribiendo estas líneas, es que estoy escuchando online, a través de Radio 3, la presentación del nuevo disco del grupo La Habitación Roja “Sagrado Corazón”. Están diciendo frases que me resuenan como “Hemos seguido los impulsos del corazón por encima de la razón” para hacer este nuevo disco o “Fuera las ataduras para amar”, “Transformar lo negativo en positivo”… Algo está cambiando en la manera de hacer de esta sociedad. ¡Hay esperanza!

 

No hay que dejar de lado la pasión relacionada con el amor de pareja. He leído frases como “Pasión es aquel sentimiento que cuando quema se vuelve brusco y cuando se ama se vuelve suave”. En definitiva, todo está relacionado con el corazón. Poco a poco vamos abriendo nuestro corazón y valorando qué es lo que realmente es importante en nuestras vidas. Vamos dejándonos sentir y viendo que la vida es corta y que hay que hacer lo que a uno le hace sentirse bien, seguir nuestra pasión y dejar de fingir.

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies